martes, 19 de julio de 2011

Reyes Magos en junio

Los abuelos Pepe y Lola se han quedado sin ideas y ya no saben qué pedirles a los Reyes Magos para toda la prole (hijos y nietos)... Después del castillo hinchable del año pasado (acierto total; lo peor es desinflarlo y guardarlo después, pero eso no nos toca a nosotros), es que ya no saben qué otra cosa del mundo podría hacernos más ilusión. Así que este año, como todavía no se había inventado un pony de verdad pero desmontable, por ejemplo, nos regalaron un «valepor» un viaje todos juntitos, que hemos canjeado este mes de junio. Pasamos un fin de semana estupendo, en amor y compañia, en Ribadesella (que es donde mamá y su familia veranearon toda la vida antes de que la fortuna los arrastrara a tierras gallegas). Ocupamos la casita El Carmen casi entera (y menos mal que las habitaciones libres se quedaron sin ocupar y estábamos solos). Paseamos, jugamos en la playa, buscamos tesoros en los troncos de los árboles, vimos huellas de dinosaurio, comimos como tiburones, perseguimos cisnes salvajes... lo pasamos en grande.








0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...