lunes, 11 de abril de 2011

M A Y O R


Hace un mes largo que Elenita ya no lleva pañal durante el día. Nos enviaron una nota de la guarde en la que, entre otras cosas, aseguraban: «Elenita ya es mayor». Mamá no recuerda qué más decía la nota. Esta frase le pareció demoledora. Porque vale, está muy bien que Elenita ya no lleve pañal; es lo que le toca. Pero mamá, que esperaba leer algo así como «16:00 h: deposición abundante y algo suelta», no estaba preparada para recibir tan de sopetón la noticia de que su bebé, su pequeña para siempre, ya era toda una niña grande.

Le costó asimilarlo un rato y, cuando lo hubo hecho, le quitó el pañal a Elenita. Durante la primera hora, ¡la mona se hizo cinco minipises! Sin embargo, bastó con explicarle una sola vez en qué consistía eso de ser grande y contarle despacito qué tenía que hacer exactamente: «Elenita, cuando quieras hacer pis, lo pides, ¿vale?». Dicho y hecho. Si durante la primera hora hubo que cambiarle cinco veces de pantalón, durante las dos horas siguientes ¡fuimos al orinal veinte veces!

Hoy lo tiene completamente controlado y dentro de muy poquito dormirá sin pañal y mamá y papá no tendrán que comprar pañales nunca más... Con todo y con eso, a mamá le sigue dando un poco de penita...

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...