martes, 13 de abril de 2010

Home, sweet home

Hartos de malvivir en un coche y ejerciendo nuestro legítimo derecho constitucional a tener una vivienda digna, hemos decidido mudarnos y decir adiós para siempre a las estrecheces de nuestro descapotable. Dando vueltas y más vueltas por el vecindario, nos hemos enamorado de esta casita, con sitio de sobra para todos. Mmmm... pero, ¿dónde está Elenita?

¡CUCÚ!
¡Estoy escondida en el desván!



0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...