miércoles, 28 de enero de 2009

martes, 27 de enero de 2009

Pijama por turnos

Bueno, o para tres... Mejor dicho, para cinco. Y es que este pijama ya lo utilizaron mamá y las tías de bebés... Es decir... dejadme pensar... tiempo pasado... AYER.

lunes, 26 de enero de 2009


De excursión al súper

A veces (pocas), mamá tiene ideas de bombero. El otro día, cuando se iba al súper, se le ocurrió que podía ir con ella. No problem, ya he ido otras veces. Entonces, cuando ya casi estábamos en la puerta, pensó que podíamos llevar mi carrito del súper, que sería divertido y además podría ayudar a traer a casa algo que no pesara mucho. Bad idea. El camino al supermercado fue estupendo. Llovía mucho pero no importaba nada porque hay soportales prácticamente hasta la puerta. Qué rato más bueno, mamá. Madre e hija juntitas de compras.

Tardamos poco tiempo en llenar el carrito (el mío, claro). Mi trabajo era empujarlo detrás de mamá, que cogía yogures, zanahorias y otras cosas y las iba metiendo en el carro. Entonces, mamá tuvo otra buena idea. Mmmm, llueve, hay que volver andando... «Lola, cielo, ¿quieres un paraguas? ¿Te gusta este de Minnie Mouse?». ¡Cómo no iba a gustarme! Big mistake, big; HUGE (Pretty Woman).

A partir de ahí, para qué quieres más. Me olvidé del carrito y de empujarlo... Sólo me interesaba mi paraguas nuevo. Pero ¿cómo?, ¿que hay que pagarlo?, ¿que tengo que soltarlo? Ni por asomo. Entonces se me cruzó el cable y, cuando mamá me árrancó de las manos el paraguas para pagarlo (porque me lo arrancó de malas maneras), no pude más. Me tiré al suelo dando gritos y mamá me decía: «Lola, no me hagas esto, que te están oyendo hasta en la pescadería (que en este súper, como en casi todos, está en la otra punta)». Por fin consiguió cogerme en brazos. No fue fácil; me retorcía como una lagartija mientras seguía gritando. La cajera se reía. El señor que esperaba su turno se reía. Y mamá no sabía dónde meterse.

La vuelta a casa fue todo un número. Diluviando, mamá con una niña desgañitada en un brazo, las dos bolsas en el otro y el carrito... no sé dónde lo llevaba la pobre, pero la cosa es que está en casa sano y salvo. Como podéis imaginar, NO HAY FOTOS DEL CAMINO DE VUELTA.

domingo, 25 de enero de 2009

LA MADRE (QUE NOS PARIÓ)

El otro día, una amiga de mamá nos envió este vídeo. La amiga de mamá se llama Eva. Eva está esperando mellizos y su mensaje decía «espero que las mamis y futuras mamis no nos convirtamos». Lo que Eva todavía no sabe es que «la conversión» es algo inevitable e inmediato. Nosotras todavía somos muy pequeñas y mamá no ha podido decirnos muchas de las cosas de la canción de esta señora, aunque todo se andará... suponemos. Por eso todavía las escucha como hija y no como madre... (pobre abuela). La canción está en inglés con subtítulos también en inglés, pero se entiende muy bien y es muy divertida. Lo que más gracia le hace a mamá es: «no me importa quién empezara, estáis castigados hasta los 36», «debe ser el ADN de tu padre» y «¿es que has nacido en un establo? ¿quieres un poco de heno?»... Sin embargo, echa de menos frases como: «conmigo, por las buenas, lo que queráis; ahora, por las malas...» y la más que mítica frase de la abuela Lola: «NI MAMÁ NI JULIÁN» que, por cierto, a mí ya me la ha dicho más de una vez. ¿Quién será Julián? Mamá tampoco lo sabe.

martes, 20 de enero de 2009

Diagnóstico: M I N I M I N C H I T I S

la MINIMINCHA en la camilla del pediatra tomando el fresco

MINIMINCHITIS (sustantivo femenino) Del latín minĭmus, muy pequeño, y del galego mincha, bígaro y, en sentido figurado, niña o mujer menuda
Afección benigna que se caracteriza por una tremenda resistencia al crecimiento. En los casos más agudos, es posible que el paciente afectado engorde únicamente cien gramos en todo un mes (hey, como me pasó a mí en diciembre). En cuanto a la etiología, las causas deben buscarse en la genética, ya que el factor hereditario que acompaña a la miniminchitis es MUUUUUY elevado (mirad si no a mi abuela Lola). Las personas afectadas presentan un cuadro clínico muy similar:
  • Contracción de los músculos faciales responsables de las sonrisas denominadas genuinas o de felicidad (distintos a los que intervienen en las sonrisas sociales) (si es que yo soy muy sincera... cuando sonrío, sonrío de verdad)
  • Tendencia a presentar valores estadísticos por debajo del límite inferior del rango establecido como «normal» y trazar, por tanto, curvas fuera de dicho rango en las tablas denominadas familiarmente percentileras (ah, así se llama a salirse de la tabla por debajo, ¿eh?)
  • Capacidad innata para prolongar el sueño durante diez u once horas sin interrupción, en un estado de aletargamiento parcial que inhibe la necesidad de comer (los hay con mucha suerte...)
  • Habilidad para suplir esta carencia de gramos y centímetros con otras características, tales como la proporcionalidad (eso, por lo menos no soy cabezona)
Ah, vale... Ya entiendo por qué papá, que me llamaba «mincha» hasta la última visita al médico (en la foto), ahora me llama «minimincha»... Pues ea, soy una MINIMINCHA y no me importa nada.

lunes, 19 de enero de 2009

Días lluviosos

Y después de cuatro días de lluvia seguidos...

viernes, 16 de enero de 2009

Un regalo para papá

Tus niñas envueltas en un bonito papel de lunares de colores
¡Te queremos!

Elenita al aparato

¡Hola a todos! Soy Elena. Lo digo porque, acostumbrados a leer siempre a Lola, es fácil que creáis que la que os habla ahora es ella. Lolacha está en el cole de mayores y me ha animado a que sea yo misma la que empiece a contaros un poco mis cosas. Me ha dicho: «Todo el día tumbada en casa sin hacer nada... inténtalo, ya verás cómo te gusta». Así que aquí estoy. Dispuesta y preparada. Creo que voy a hacer algo para que podáis identificar a primera vista quién os escribe sin necesidad de leer la firma ni de tener que recordároslo cada vez, claro. ¿Qué os parece este color naranja? No, no. ¿Y el malva? Mmm, malva me quedo.

El típico tiempo coruñés

Aquí, en La Coruña, el tiempo está un poco loco. Sale el sol y a los cinco minutos ¡llueve! Pero así, sin avisar. Se pone a llover de repente. Cuando pasa esto, papá siempre dice: «Hoy hace el típico día coruñés». Tan loco está el tiempo que puede hasta ¡llover con sol! Yo no he visto cosa igual. En esta foto, puede parecer que después de la tormenta... pero NO, estaba lloviendo en ese momento. Aquí, la pregunta «¿qué día hace hoy?» no tiene ningún sentido.

jueves, 15 de enero de 2009

Elena tiene novio, Elena tiene novio...

Jo, qué rápido espabilan las hermanas pequeñas. Esta enana ya tiene novio... Y le dice cosas al oído... «Papá, voy a darte un disgusto: Elena tiene novio... Y, una cosita más... es el hijo de Mani». Jajajaja. Ay, cuando de verdad llegue ese día... Esta foto es para que, cuando se hagan novios de verano en Sanvi con 15 años, vean que, con unos meses, ya se susurraban mimos y hacián manitas.



MusicPlaylist
Music Playlist at MixPod.com

Estrenamos cámara

A papá y mamá los Reyes les han traído una cámara de fotos nueva... Ay, ¿por qué? Pobres de nosotras... Si ya nos tenían fritas ahora va a ser horroroso. La verdad es que hace fotos muy chulas; mirad. Como veréis, papá fue el encargado de probarla el primero... no sale en ninguna foto. ¡Ooooooooooh!



Noche de Reyes, noche de misterio

Después de toda la Navidad esperándoles, por fin, cuando ya parecía que nunca llegaría el día, ¡llegaban los Reyes! Los primos Rodri y Laia dormían en casa de los abuelos, porque los Reyes no tienen la dirección de su casa, supongo. Muy prontito, los niños nos preparamos para irnos a dormir y lo dejamos todo listo: pan duro para los camellos, polvorones para los Reyes y los zapatos de todos frente a la chimenea (o dentro de ella, más bien) en riguroso orden de edad.



Todos los cartelitos con los nombres en el sitio correcto, no fuera a ser que los Reyes se equivocaran y a mí me trajeran una Nespresso, por ejemplo, y al abuelo una guitarra rosa.






Aunque, visto lo visto, seguro que el abuelo habría preferido que se equivocaran...


Ejem, sigamos con el relato... Fue una mañana fantástica, llena de sorpresas. Al principio me quedé un poquito bloqueada... tantos juguetes, tantos globos y tantos Sugus...


video


En fin, mil cosas. Entre mis favoritas, el delantal y el gorro de chef y la fregona con su cubo. ¡Estoy hecha una auténtica ama de casa!


Uf, ya he fregado toda la cocina y he hecho dos roscones. Me voy a dormir. ¡Cómo lo han puesto todo!

Literas


No sabemos quién los acostó pero quien fuera tiene muy claro el concepto «litera». Cualquier lugar es bueno para echar una cabezadita...

Cotillón de fin de año




Retrato de familia

Perece de otra época, ¿verdad?

Los seis Pontitos


Uf, por fin consiguieron tenernos a los seis sentados un rato en el sofá... Esto duró muy poco y enseguida salimos pitando... los que podemos, claro. Elenita no tuvo más remedio que quedarse y seguir sonriendo al pajarito...


ZZZZZZZ

Pocoyó en el top manta


De paseo por la Calle Real me llamó la atención ver a mi amigo Pocoyó (no sé si tiene acento) ahí, en el suelo, y tuve que pararme a decirle hola.

El tío Pe ejerce de padrino



Como tiene que ser, ¿no? Elena duerme muy a gustito en sus brazos (aquí «colo»)

Ande, ande, ande, la mari... «Carmen»

Pasamos la Nochebuena en casa de los abuelos Manolo y Elena. Mmmm, tanta cámara, tanta cámara y no hay casi fotos... Pues nada, tendré que poner esta...


¡Feliz día, Madrid!

¡Por qué poco! Volvimos de Madrid el día anterior. ¿A que estaba bonito? Esta foto es del Retiro y, aunque no hubiéramos podido ir a verlo, el jardín de los abuelos también estaba toooodo blanco y precioso...

viernes, 9 de enero de 2009

2009

El año 2009, que seguro que va a ser un año estupendo para todos, queda inaugurado en el blog de Lola y Elena. Han sido unas Navidades muy ajetreadas y divertidas. En los días próximos os iremos contando poco a poco todo lo que hemos hecho. Mil besos a todos y ¡FELIZ 2009!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...