lunes, 22 de diciembre de 2008

Las siestas con papá...

...siempre me han encantado. Eh, que la de la segunda foto también soy yo.




MusicPlaylist
Music Playlist at MixPod.com

Tabla de planchar multiuso

Por fin mamá ha encontrado una utilidad a la tabla de planchar enana que compró hace mil años. Ahora ya no es una tabla de planchar sino una mesita para pintar en el sofá en esos días de sofá que nos gustan tanto.


Y esta canción se la dedico a mis tías Laura y Elena.


MusicPlaylist
Music Playlist at MixPod.com

miércoles, 17 de diciembre de 2008

lunes, 15 de diciembre de 2008

Va de risas y sonrisas

de nata
enciota
la reina de Saba

La pandilla crece

Os presentamos a Guillermo y a Rafa. Son nuevas adquisiciones, como Elenita. Los dos son un pelín mayores que Elena: Guillermo un mes y Rafa diez días. Guillermo (el bebote guapo de la primera foto) es el hijo de Silvia y Mani, de manera que iremos con él a la playa, a Mimbre y al Naútico. Rafa (el bebote guapo de la segunda foto) es el hijo de «los Peces», así que le veremos sobre todo en Madrid. Os mandamos mil besos a los dos.



Va de sillas

(no comment)

Navidad por todos los rincones

Hoy ponemos el árbol de Navidad... Ya era hora, ya lo sé, pero es que no hemos encontrado una tarde entera para hacerlo tranquilamente, con villancicos y despacito. De todas formas, la casa ya tiene detalles navideños que nos alegran el día.

Para mamá de papá


Papá le ha regalado a mamá esta pulsera preciosa. Tiene todo lo que es importante para ella ahora mismo y lo que, por así decirlo, caracteriza un poco nuestras vidas. Hay una «jota» de Jacobo y dos niñas con las iniciales «L» y «E», de Lola y Elena, claro. Pero además está Chimo, nuestra casita, un coche y una maleta...

jueves, 11 de diciembre de 2008

Elena, sin pecado original

Este fin de semana hemos bautizado a Elena en Madrid así que ya podemos decir que está oficialmente limpita de toda culpa... ¡Qué barbaridad! Lo celebramos en «casa Ponte» y lo pasamos muy bien. Yo jugué con los primos toda la tarde y mamá aprovechó para tomarse unos cuantos vinos (porque POR FIN puede, la pobre). ¿Padrino? El tío Pe (Manuel para los mayores). ¿Madrina? La tía Ele. No hay muchas fotos porque el tío Nano es un pésimo fotógrafo y le pasó de todo con las cámaras que tenía: una sin batería, otra sin flash... En fin, que no se le puede dar a uno todo bien, ¿verdad? No pasa nada, tío Nano, te perdonamos, aunque no haya ninguna foto de «la duchita».





Elena también crece

O ¿qué os creíais? Esó sí, lo que no hace es dejar de dormir... Es que duerme a todas horas, ¿eh? No sé si hay alguna foto de ella ¡con los ojos abiertos!


miércoles, 10 de diciembre de 2008

martes, 2 de diciembre de 2008

Coló Coló y Trompita


Aprovecho esta ocasión para mostraros los progresos de mamá con eso de la aguja y el hilo (¿tiene ojo? ojo tiene). Ha mejorado bastante, ¿verdad? Esta vez, para que nadie se sienta aludido ni se enfade, hemos bautizado al caballo con el nombre de Coló Coló. El elefante es chica y se llama Trompita, como el de la canción que canta la tía Laura y que a mí me gusta tanto.


jueves, 27 de noviembre de 2008

jueves, 20 de noviembre de 2008

miércoles, 19 de noviembre de 2008

Visita a Estampa 2008

Hace unas semanas, papá y mamá fueron a Estampa a ver si encontraban un buen regalo de boda para Anahí y Germán (¡se lo debían desde junio!) y, además de encontrar el grabado perfecto para la rubita —se titula Disparate, encontraron dos grabaditos que ilustran a la perfección lo que sienten como padres. Me han dicho que es todo metafórico, es decir, que no tienen intención de regarme todas las mañanas ni se creen que Elena entró volando por la ventana... Los grabados son de una chica portuguesa que se llama Ana Ventura y son muy tiernos. Ahora, el dilema es dónde los colgamos...


martes, 18 de noviembre de 2008

¿Habéis visto estornudar a un bebé panda?

Este vídeo nos lo ha mandado la tía Laura y no sabemos quién es su autor por lo que no es posible nombrarlo. A mí me encanta; les pido a mamá y papá que me lo pongan una y otra vez y cada vez que estornuda me da un pequeño susto...

video

¿Pero qué es esto, mamá?

Hasta ahora, esto es todo lo que mamá ha podido hacer con los libros que compró. Pobrecita. A lo mejor se creía que le iban a salir los muñecos exactamente como los de la foto... Les he bautizado con los nombres BICHO JUAN y MONA MERCEDES (los dos con los apellidos PUPE POTE, como yo). Aunque tuviera toda la razón del mundo, mi reacción fue demasiado espontánea; le dije: «no me busta; da suhto». Un poco brusca, ¿verdad? Pero es que no me esperaba tal espanto así, de sopetón. Dice mamá que no le molestó (y creo que es verdad porque se rió mucho al ver mi cara) y que no le extraña que no me gusten porque son feos de remate. Pero bueno, al final les he encontrado la gracia y juego con ellos y todo. A ver si mejora la técnica o lo que sea que ha fallado...


la mona Mercedes y el bicho Juan

miércoles, 12 de noviembre de 2008

Arrebato creador

Mamá está atravesando una de esas épocas en las que tiene la necesidad (porque dice que es una necesidad) de hacer algo con las manos y ha comprado estos tres libros por Internet. Esta mañana hemos recibido el aviso de correos así que mañana empezará a hacer acopio de materiales. No sé cuánto le durará pero supongo que podéis adivinar qué van a traer este año los Reyes Magos para todo el mundo...


¡Un huevo de búho!

Ayer por la noche, papá iba a hacerme una tortilla francesa para cenar y, cuando abrió la caja de los huevos, ¡menuda sorpresa! Entre los huevos normales, los que ponen las gallinas, se había colado ¡UN HUEVO DE BÚHO! Es la primera vez que nos pasa y mamá me contó que, a veces, los búhos hacen sus nidos en establos y corrales y que, seguramente, uno de los huevos de la familia búho instalada en el corral se habría caído sin que la mamá búho se diera cuenta. A la mañana siguiente, el granjero lo habría recogido junto con los huevos de las gallinas y de ahí a la tienda sin que nadie se percatara. Bueno, pues para que la mamá búho se quede tranquila, que sepa que no nos hemos comido el huevo ni nos lo vamos a comer y que lo guardaremos en el rincón más calentito de casa. Ah, y si al buhíto le da por romper el cascarón, que no se preocupe tampoco, que en esta casa hacemos muchísima vida nocturna...

¡un huevo de búho!

Peces con artrosis

Los peces que hay en mi casa son peces muy especiales: no necesitan comer y tampoco viven en el agua (son peces mayores y la humedad no les hace bien ninguno). Estos peces diferentes viven muy a gustito en un bote de judías verdes vacío (me las comí yo todas) y, con unos corales y un pelín de luz natural, ya son felices. Mamá y yo les preparamos su casita ayer mismo y ya están totalmente instalados...

los peces de mi casa...

Nuevas adquisiciones

los cuentos de Lola
Poquito a poco estoy reuniendo una pequeña biblioteca. Me encantan los cuentos y los de la foto son las adquisiciones de la última semana.
Teo se va de viaje es el que venía esta semana con el periódico. El título me viene que ni pintado, ¿eh? Este me lo trajo Conchi pero el abuelo Manolo los tiene todos en su casita.
Pocoyó descubre las formas me lo regaló el tío Nano después de una de sus productivas escapadas a la Fnac que no le gustan nada a la tía Ele.
El libro Paseando por la jungla me lo han regalado los tíos Jaime e Inés por mi cumple. Es un libro con una sorpresa chulísima. Cada página es una pieza de puzle y, cuando está terminado, el tigre pequeñito que se ve abajo a la derecha da vueltas por una carreterita.
Por último, Pigui juega al escondite es regalo de cumple de los tíos Lara y Manuel. También chulísimo. Está lleno de sorpresas y escondrijos.
Y ya estoy investigando a ver qué cuentos les pido a los Reyes Magos...

9 de noviembre de 2008: cumplo dos años

Os tengo que contar todo lo de mi cumple pero es que la celebración ha sido taaaaan larga que necesito mucho tiempo para hacerlo. Por ahora, aquí va la foto de la celebración en el cole. Por fin mamá y papá se han enterado de cómo se llaman todos mis amigos...

mi cumple en el cole

miércoles, 29 de octubre de 2008

«Es la mejor foto de Lola»

dice mamá...

Manos, manitas y manazas

Hasta hace un par de meses, para mamá yo era la niña más pequeña del mundo. Toda yo y todo lo mío era pequeño. Todo a mi alrededor acababa en «-ito» o «-ita»: me lavaba las manitas, me ponía los zapatitos y me sentaba en mi sillita. Aunque este verano ha estado dedicado al juego y la diversión, hemos utilizado el juego y la diversión para aprender cosas nuevas, porque el saber no ocupa lugar, como diría aquel. Mamá, utilizando la simple comparación entre ella y yo, me enseñó la diferencia entre GRANDE y PEQUEÑO. Dibujamos las siluetas de su mano y de la mía en un papel y repetimos hasta la saciedad «grande», «pequeña», «ane», «quequeña». Pues bien, una vez asimilado el concepto, todo era cuestión de práctica, es decir, fijar conceptos por repetición. Siempre había elementos entre los que establecer la comparación: un quesito grande y un quesito pequeño, una concha grande y una concha pequeña... Ya está: concepto fijado y refijado. En la foto se ve una orejita de mar grande y otra pequeña (por cierto, mamá dice que dan mucha suerte y que por eso guarda una de ellas desde que tenía diez años).


Hace un par de meses llegó Elena. A mamá no solo le sorprendió lo pequeña que era Elena, sino también lo grande que era yo de repente. La llegada de Elena también ha tenido su repercusión en mi proceso de aprendizaje: lo ha complicado tremendamente. La mano de mamá sigue siendo grande y la mía pequeña, pero es que la de Elena es más pequeña que la mía. Entonces, si la de Elena es pequeña, ¿la mía qué es? No me entendáis mal. El problema no es Elena ni su mano; el problema es que de golpe hay un elemento más en la comparación y no hay sitio para él en mi esquema mental «grande/pequeño». Sé que la mano de mamá es grande al lado de la mía y que, al lado de la de Elena, es mi mano la que es grande. Pero, ¿qué pasa si ponemos las tres juntas?


Desde hace un par de meses estoy en proceso de asimilar el significado de la palabra «mediano». Mamá dice que no tenga prisa, que tengo todo el tiempo del mundo. A ver si el cuento Ricitos de oro y los tres ositos me ayuda un poco. Por ahora, creo que entre mamá, Elena y yo a mí me toca ser la mamá oso.

domingo, 26 de octubre de 2008

sábado, 25 de octubre de 2008

miércoles, 22 de octubre de 2008

¿Con el abuelo Manolo? Ata o fin do mundo

video

Hace poco fue el cumple del abuelo Manolo y lo celebramos yendo a comer a Finisterre. Hizo un día precioso y lo pasamos muy bien. Yo me puse mala de conchitas...

miércoles, 15 de octubre de 2008

martes, 14 de octubre de 2008

Cosas pendientes

Bueno, tras la llegada de Elena, por fin todo vuelve a la normalidad poquito a poco y la casa y la familia se van organizando: nuevas rutinas, nuevos horarios... Antes de asumir completamente que este blog ahora es cosa de dos, voy a dejar zanjados algunos asuntos que tenemos pendientes, como las vacaciones de verano en San Vicente. Este año hemos estado allí el mes de agosto enterito pero ha sido un poco raro. Mamá lo ha pasado un poco mal con el embarazo de Elena y apenas ha salido... Pero bueno, por lo menos ha habido algunos días buenos de playa.


video

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...